Menarini Consumer Health

Cistitis: ¿qué debo saber?

La cistitis es una infección urinaria que afecta a la vejiga. Normalmente es causada por bacterias y solo excepcionalmente por otro tipo de microorganismos como hongos o virus.

Las infecciones del tracto urinario (ITU) son las más frecuentes después de las de vías respiratorias y de ellas, la cistitis es la más recurrente.

¿Cuáles son las causas más frecuentes?

Las cistitis se suelen producir cuando determinadas bacterias entran en las vías urinarias a través de la uretra y llegan a la vejiga donde comienzan a multiplicarse.

Las bacterias causantes de cistitis proceden habitualmente de las heces. Entre ellas, Escherichia Coli, es la principal responsable. La E. coli posee unos filamentos alrededor de su cuerpo que le permiten adherirse con facilidad a las paredes de la vejiga urinaria.

¿Por qué las mujeres sufren más cistitis que los hombres?

La incidencia de cistitis es mayor en el sexo femenino, lo que se explica por su anatomía.

Las mujeres tienen la uretra más corta y más cercana al ano que el hombre. Ello permite a las bacterias de la zona anal alcanzar con mayor facilidad la vagina y, desde allí, llegar hasta la uretra y la vejiga.

¿Cuál es la edad de mayor incidencia de cistitis?

Las cistitis suelen ser más recurrentes coincidiendo con el inicio de las relaciones sexuales (alrededor de los 17 años). A partir de entonces se mantienen las cifras de incidencia y en la menopausia hay un ligero aumento propiciado por los cambios de la flora vaginal que suceden en esta etapa de la mujer.

Las cifras de incidencia nos muestran que 1 de cada 2 mujeres sufren infecciones del tracto urinario y de ellas, el 90% son cistitis.

¿Cuáles son los factores de riesgo?

Por sexos, la mujer sufre más cistitis que los hombres. Además hay una serie de factores que facilitan la infección urinaria:

  • La actividad sexual aumenta en un 40% el riesgo de sufrir cistitis.
  • Los anticonceptivos barrera.
  • Diabetes.
  • Embarazo.
  • El uso de sondas.
  • La menopausia.

¿Cuáles son los síntomas de la cistitis?

Los síntomas que se presentan con mayor frecuencia son:

  • Dolor o escozor al orinar.
  • Sensación permanente de deseo miccional.
  • Orina turbia y con fuerte olor.
  • Molestias en la zona suprapúbica.
  • Puede acompañarse de hematuria o sangre en la orina.

Tratamiento de la cistitis

Las infecciones agudas se tratan mayoritariamente con antibióticos, siempre recetados por el médico.

Cuando se presentan cistitis recurrentes se suelen administrar antibióticos en ciclos, lo que podría contribuir a la aparición de resistencia a los mismos.

También nos podemos beneficiar de las propiedades de distintas sustancias en el tratamiento de la cistitis:

  • La vitamina C: acidifica la orina, inhibiendo el crecimiento de las bacterias responsables de las infecciones y reduciendo por ello las infecciones urinarias como la cistitis.
  • El arándano rojo americano (en concreto las proantocianidinas, PAC, presentes en sus frutos): impide la adhesión de los filamentos de las bacterias a las paredes de la vejiga, facilitando que sean expulsadas mediante la orina. Las personas que presentan cistitis recurrentes pueden prevenir episodios de infección con el uso diario de extracto de arándano rojo americano y así reducir el uso de antibióticos.
  • Ácido ursólico: disminuye la capacidad de adhesión de E.coli al epitelio de la vejiga. Además, posee propiedades antiinflamatorias y antioxidantes que contribuyen a disminuir las molestias y daños ocasionados en este tipo de infecciones.
Infografía

Productos relacionados